ZENZSUAL y COVID-19 TRABAJAMOS CON TODA LA SEGURIDAD SANITARIA EN NUESTROS ENVÍOS. SE PUEDEN PRESENTAR DEMORAS POR LA PANDEMIA. LOS ENVÍOS A EUROPA HAN SIDO SUSPENDIDOS.

Tu vagina también envejece: ¡Empieza a cuidarla a tiempo!

flacidez vaginal

Así como vemos que la piel del rostro y del cuerpo se cae o afloja al pasar los años, la piel alrededor de tu vagina también pasa por el mismo proceso y no está exenta de sufrir los embates del tiempo. Eso es algo normal, no se trata de una enfermedad, pero puede llegarte antes de tiempo y ocasionar algunas molestias alrededor de tu vida sexual.

Por las implicaciones que tiene para tu salud y bienestar, consideramos importantísimo hablar claramente de la flacidez vaginal y darte algunos consejos para alertarte sobre la importancia de cuidar tu salud femenina, porque todo tiene solución y puedes evitar que tu vagina envejezca más de lo normal, revisando tus hábitos y estilo de vida, y si lo amerita podrás introducir algunos cambios o iniciar el tratamiento indicado.

¿Qué es la Flacidez Vaginal?

¿Tienes una sensación de soltura en la zona íntima? ¿Notas la piel descolgada o flácida?

Puedes estar en presencia de la temida flacidez vaginal o flacidez vulvar (de la parte externa de tus genitales), pero es el momento de actuar y resolver la situación con la asesoría de tu médico, acompañada de las herramientas que tienes a la mano y las recomendaciones que te damos en Zenzsual.

La Flacidez Vaginal se produce por la pérdida de tono de los músculos que abrazan o rodean la vagina, debido a factores genéticos, cambios hormonales y estilo de vida. No es una enfermedad, ni una disfunción, ni un defecto, simplemente forma parte del envejecimiento natural que se produce cuando el cuerpo sufre un cambio biológico.

Aunque no impide que disfrutes del acto sexual, el problema inicia cuando pierdes la sensación del roce del pene en tu vagina y esta situación comienza a incidir sobre tu deseo sexual y tu autoestima, causando sentimientos de inseguridad.

¿Qué causa la flacidez vaginal?

No hay causa única, pero existen varios factores que pueden producirla o aceleran su aparición. Lo que queremos con este artículo es que conozcas las causas y puedas mejorar esas costumbres dentro de tu estilo de vida que pueden ponerte en riesgo. Ahora revisemos las principales causas de la flacidez vaginal:

  1. LA EDAD: es obvio que si se trata de envejecimiento con el paso del tiempo se incrementan las probabilidades de que tu vagina se vuelva más flácida y su piel comience a caer.  Además, CON EL TIEMPO COMENZAMOS A PRODUCIR MENOS COLÁGENO, que es el principal responsable de mantener la piel firme. Ese es uno de los motivos por los cuales a partir de los 40 años aproximadamente, empiezas a notar los signos de la edad en tu piel y por supuesto en la vagina también.
  2. EMBARAZO Y PARTO: luego del parto se produce un estiramiento natural de la vagina, incluso puede ser mayor cuando se trata de trabajos de parto muy largos o cuando tienes desgarro o tuvieron que hacerte fórceps para poder sacar al bebé.
    Sin embargo, no es un tema exclusivo de los partos, también puedes desarrollar este síntoma a causa de la cesárea. El simple embarazo hace que la piel y músculos de la vagina pierdan firmeza debido a la presión que sufren durante 9 meses. Cabe decir que, además, la incidencia de tenerlo aumenta con el número de embarazos y partos.
  3. SEDENTARISMO Y SOBREPESO: sabes que ambos factores son negativos no solo para la piel de tu vagina, sino para toda tu salud, y especialmente tu salud femenina. Por ejemplo: tu piso pélvico sufre horrores si lo sobre cargas de un peso extra innecesario, tu vida sexual y tu deseo se ve entorpecido por el sobre peso y también pasas a ser más propensa a sufrir de incontinencia urinaria, prolapso y una serie de enfermedades adicionales, que solo por mencionar una mínima consecuencia, te llevarán a hacerte pipi sin querer en cualquier lugar.
  4. CAMBIOS HORMONALES: Los trastornos fisiológicos que se producen durante el climaterio y la menopausia son fuertes detonantes de flacidez vaginal. En estos se produce un desequilibrio hormonal que aumenta la pérdida de firmeza vaginal por los cambios que sufre la mucosa que protege la zona. Es un hecho que la flacidez vaginal aqueja hasta el 63% de las mujeres entre 25 y 45 años que han tenido por lo menos un parto.

¿Cómo evitar que tu vagina envejezca prematuramente?

Al igual que las demás partes de tu cuerpo, este tejido requiere de cuidado, una adecuada nutrición, suplementación nutricional como el LibiZenzs, el cual tiene un efecto anti-envejecimiento al ayudarte a restaurar paulatinamente los niveles de testosterona, mejorar la energía y vitalidad que perdemos con la edad.

Existen varios métodos para prevenir la flacidez vaginal y reducir la apariencia envejecida de la vagina y vulva, sin necesidad de acceder a una cirugía. Aquí te compartimos algunos que te pueden ayudar:

  1. Ejercicios para tu Vagina: Hacer ejercicios de Kegel varias veces a la semana. Su objetivo es estimular los músculos internos y externos de la vagina para tonificar toda el área.

    Los músculos de la vagina se pueden debilitar como consecuencia del sobrepeso y sedentarismo. Tal y como ocurre con otros grupos musculares, el ejercicio es clave para su fortalecimiento.

    De hecho, hay varios ejercicios enfocados en el trabajo del suelo pélvico, cuya función es tonificar esta zona y, de paso, prevenir problemas como la incontinencia y disfunción sexual.
  2. Rehabilitación después del parto: adoptar una rutina de rehabilitación del suelo pélvico. Ideal para recuperar la zona después del parto o ante enfermedades como la incontinencia.
  3. Activar tu vida sexual:  tener relaciones sexuales con más frecuencia para aumentar la elasticidad de la vagina y prevenir la atrofia y sequedad.
  4. Acostumbrarte a utilizar un gel íntimo diariamente: con full ácido hialurónico como el de Zenzsual, para consentir tu piel, hidratarla correctamente, evitar las consecuencias del maltrato diario y la resequedad.
  5. Mantener una alimentación saludable: para equilibrar tu peso corporal y mantener una óptima producción de colágeno.
  6. No estirar ni maltratar la zona: evita rascarla fuertemente cuando tienes comezón puede debilitar su piel.
  7. No hacer demasiada fuerza: levantar mucho peso aumenta las presiones que debilitan tus músculos pélvicos.
  8. Nada de duchas vaginales: los productos que parecen muy sofisticados para evitar el olor de tu vagina o para mantenerla limpia, generalmente sólo producen irritación o reacciones alérgicas. 
  9. Cuida la higiene de tu vagina: ¡Nada como el agua para refrescar de tu vagina! Y si lo crees necesarios utiliza JABÓN CON PH NEUTRO, solo en la parte externa. Si percibes algún aroma, alguna secreción o algo extraño en tu vagina, lo mejor es consultar a tu ginecólogo antes de aplicar cualquier producto.  

TRATAMIENTOS CURATIVOS

Si ya estás en presencia de la Flacidez Vaginal ¡Estás a tiempo de abordar el problema! Pues como la mayoría de las cosas en la vida, esta también tiene solución. Este síntoma es normal y se puede reducir con la atención adecuada. Además, no tiene por qué ser un impedimento para disfrutar tu vida sexual.

Vamos a revisar algunas de las opciones a las que los médicos acuden con frecuencia, una vez agotada todas las anteriores.

1. RADIOFRECUENCIA O TENSADO VAGINAL

Es un procedimiento mediante el cual se producen disparos de energía láser sobre las capas superficiales de la piel que rodea la vagina, con el fin de estimular lo que es la producción de colágeno por parte de las células de ese tejido.

De esa manera y progresivamente se produce una reducción del calibre vaginal y al mismo tiempo se estimula un aumento de lubricación, recuperando así la zona que rodea la uretra, mejorando los casos de incontinencia urinaria leve.

Este método es de los más modernos y menos invasivo. Genera el estrechamiento de la vagina por calentamiento, ya que al recibir calor el tejido vaginal produce más elastina y colágeno. Los resultados de este tratamientos se estiman en un 88% exitosos luego de 12 meses de práctica, el tratamiento es indoloro. 

Soluciona problemas como la pérdida de placer durante el coito y la incontinencia urinaria que ayuda a recuperar el tono vaginal. Sirve también para rediseñar la zona íntima dándole un aspecto más juvenil, reducir los labios mayores o corregir asimetrías.

¡EL RESULTADO NO ES PERMANENTE! y todavía no hay una aceptación 100% de parte de la agencia del gobierno de los Estados Unidos responsable de la regulación de alimentos y medicamentos (la FDA - Food and Drug Administration)​. Por eso ES IMPORTANTE que te informes bien de sus efectos secundarios, aunque son muy pocos. Y también es clave que busques y te asesores de personal calificado para su realización.

LA VAGINOPLASTIA: CIRUGÍA CORRECTIVA

Consiste en estrechar o reconstruir el canal vaginal, uniendo los músculos con puntos de sutura reabsorbibles. Esta intervención de cierre vaginal solo puede ser determinado por un especialista y en ocasiones se realiza simultáneamente con otras operaciones de finalidad estética. Este método es más invasivo que el uso del láser y, valga la acotación, es MUY IMPORTANTE QUE SE REALICE ÚNICAMENTE EN CASOS EXTREMOS, en los que la vagina ha sufrido demasiado daño o estiramiento por personal calificado. 

Algunos de los riesgos de este método es sufrir alguna hemorragia o dispareunia, que es el dolor que se siente durante el coito. La operación puede durar de una a dos horas y, dependiendo del grado de ensanchamiento de la vagina, se realiza bajo anestesia. El postoperatorio se hace en casa y requerirá la administración de analgésicos suaves y semi reposo.

Al fin y al cabo, si aún no tienes flacidez vaginal comienza a cuidar tu vagina para evitarla. Se trata de acciones sencillas que debes incorporar en tu rutina diaria para que realmente tengan eficacia.   

¡Tu salud y bienestar es lo primero! 

No queremos que te sientas insegura o incómoda por culpa de la piel de tu vagina. Si te sientes bien contigo misma, tienes una vida equilibrada y disfrutas de una sana sexualidad, envejecer será todo un placer

¡La solución está en tus manos! Y nosotras en Zenzsual estamos aquí para ayudarte. Visítanos en nuestra web y síguenos por las redes sociales.

FUENTE: